CUENTOS DE "ALQUIMISTAS"


"Elixir"




                                             

Cuentos de Alquimistas: “Pócima de amor”

Jacques, era un aprendiz en el laboratorio del gran alquimista Èugene, en busca de la piedra filosofal, sustancia que, según los alquimistas está dotada de propiedades extraordinarias, como la capacidad de transmutar los metales vulgares en oro; investigaban incansablemente en el pequeño castillo cercano al río Aude. Èugene, con sabiduría le había advertido que el verdadero sentimiento del alquimista no es la mutación de los metales, sino la posibilidad de recibir la Misericordia de la Medicina Universal.
Quien desvirtuara el sentido altruista, podría ser castigado y mutar su cuerpo como los metales.
Jacques aprendía con pasión las fórmulas de elixires, destinados a la curación, los cuales eran utilizados prestigiosamente. Una tarde soleada Jacques, conoció una bella joven, altiva e intelectual, parecía abstraída e inalcanzable, Jacques trató de abordarla sin éxito alguno; mientras crecía su conocimiento como discípulo del sabio maestro, también creció su soberbia y codicia, los tratados herméticos de Èugene fueron profanados por Jacques, allí hablaba de dolencias del espíritu y de amor, fórmulas prohibidas y vedadas al uso de los mortales fueron practicadas por Jacques. Mientras materializaba el amor de la doncella inalcanzable, su cuerpo comenzó a convertirse en vapor, como una nube etérea alcanzó los más bellos instintos de amor poético, que pronto se derrumbaron cuando el maestro Èugene lo descubrió y destruyó la poción de amor, quedando Jacques confinado en la eterna pesadilla de vagar como una nube, persiguiendo el amor en el inexistente plano de sombras.





Pintura "La Nube"





Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License.



2 comentarios:

  1. Hola. Bonito cuento! ¿Son tuyas las pinturas?

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por tu comentario, sí las obras visuales también son mías, un saludo.

    ResponderEliminar